sábado, 30 de junio de 2012

CANSA VIVIR




CANSA VIVIR


Cansa vivir. ¡A veces cansas vida!
cada mañana te sigo al despertar
detrás de ti voy siempre, marcas tiempo
quiero abarcarte entera y vas corriendo.


Te abrazo con pasión, quiero exprimirte
beber tu hilaridad a ti rendirme
dejar que atrapes todas mis aventuras
y dentro, en mi cuerpo despejes dudas.


Te quiero como al aire que respiro
eres parte de mi contigo vivo atada
a tu vorágine corro aturdida
cansa vivir. ¡A veces cansas vida!


Eres amor, tiempo, casa y refugio
pereza en mi prisa y agua en mi fuego
luz que guía mi tiempo y que protege
la locura de vivir que enardece.


A pasos largos quiero superarte
en grandes tragos beberte y en exceso
adueñarme de todo lo prohibido
por siempre ser esclava de tus vicios.


Cansa vivir. ¡A veces cansas vida
por todo lo bello que en ti encierras
y por todo lo malo que reservas
que no quiero escribirlo ni contarlo.


Solos tu y yo, volvamos a abrázanos
perdámonos de nuevo en nuestro cuerpo
que nadie pueda saber como te quiero
eres mi amor contigo hasta la muerte.


En tus brazos una mañana me dejaron
para que fuera tuya cada día
tantos años pegados nuestro cuerpos
que dejarte me costará la vida.


Llegará el día que sin avisarme
querrás volar ya sola irte muy lejos
dejaras mi cuerpo solo en la tierra
tu amor acabó fin de su ciclo.


Cansa vivir. ¡A veces cansas vida!
quiero seguir cansándome contigo
abrazada a la lucha de sentirte
sabiendo que te iras, me iré contigo.
                               
                                         Viví y fui feliz pero... ¡A veces cansas vida!.


 La Reyna Roja

viernes, 29 de junio de 2012














PALABRAS EN EL VIENTO II


 Busco en mi alma al poeta perdido
voló abatido entre rimas y versos
buscando palabras en el viento
colores que rompiesen los colores
ocultos en  pétalos de  flores.


 No me encuentro ni te encuentro
alma viajera, sedienta de aventura
buscadora de vuelos de sonrisas
de amores y pasiones de ilusiones
de aromas que te elevan hasta el cielo.


 Vuelas rozando el sol en el ocaso
con él te aventuras a buscarle
quieres llegar a él y sin estrellas
¡el camino es tan largo! que llegas
 cuando de nuevo el sol busca el ocaso.


 Persigues a la luna en su salida
 abrazas su cenit cuando la noche
 hace su aparición, no la sueltas
ella te llevará al otro lado...
 ¡De nuevo allí! ¡  el día ha llegado!


 ¡Como volverte a ver alma poeta! 
cuando yo voy tu has regresado
 si voy a dormir tu te despiertas
 cuando yo desayuno tu has cenado
tu caminas por cerros yo por llanos.


 Busco en mi alma al poeta... 
¡alma que voló! ¡poeta que no está!
 voló a buscar palabras en el viento
 palabras que le ayuden a crear 
el poema que te haga a ti soñar. 


 La Reyna Roja

PERDIDO










PERDIDO 

Secoya centenaria que abrazas necedad
poseída de orgullo alzándote en la noria
que gira mareando el ego en la memoria
derrochando tu grandeza hasta la saciedad.

Duele más la indiferencia que la soledad
perdido sólo, en el sendero de la gloria
ídolo de barro bebiéndote tu historia
de amores que revives más allá de la edad.

Caída en el barro la altanera grandeza
hundida en la riada de avalanchas y heridas
se desnuda tu tronco en extrema pobreza.

Tu altivez derrotada, hundida la belleza
caen las hojas  en llanto de soledad perdida
¡sólo eres árbol doblado, sin fortaleza!

La Reyna Roja

jueves, 28 de junio de 2012

ACRÓSTICO



ACRÓSTICO

C ada día es el primero del resto de mis días
A manece, me asomo al balcón de la vida
D esnuda frente a mi sonríe divertida
A sidos de la mano comienza la partida

D emoler con sonrisas las penas ya pasadas
I nventar la alegría y buscar esperanza
A huyentar la tristeza que comience la danza.

E spejo de locuras reflejan la mañana
S inónimo de guerra de lucha por la vida

E l trabajo esclaviza necesidad obliga
L ibera la presión de toda negación.

P rincipal pensamiento para llevar el día
R ecordar que vivir es primero que vida
I mprimir la sonrisa colocarla en la cara
M irar al rededor con los ojos del alma
E mprender la rutina con la calma del tiempo
R omper con los quebrantos y con el desaliento
O lvidar que vivir cansa ¡en algunos momentos!

D el resto de mis días hoy es el mejor
E l que quiero vivir hasta quedar sin aliento
L iberar cada parte dejar volar los sueños

R estaurar el principio desde mi nacimiento
E nvolverme en el amor que destruyo el viento
S ilente conversar con todos mis recuerdos
T an deprisa pasaron... ¡se fueron en el silencio!
O tra vez a buscarlos, un día más lo intento.

D e vuelta con la vida y con el día nuevo
E ncuentro la cordura, para vivirlo entero 

M is lagrimas, mis risas contigo se fundieron
I nmersas en continuos brotes de amor y miedo
S ellaron las cadenas que a la vida me unieron

D ías... ¡que dije! ¿Días? ¡No! la palabra sólo es día
I nfinito, brillante, esperanza del mañana
A manecer de hoy el primero de la vida
S ellado para vivirlo. Mañana si llega, será...

                                 El primer día del resto de mis días.

La Reyna Roja

VAMPIROS



VAMPIROS


Espectros en la noche 
fantasmas se columpian
en pasillos desiertos
buscando al inocente 
que pasea en silencio 
su soledad indigente. 


Vampiros que sedientos
buscan las yugulares
de población dormida
expectante en el ruedo
esperando el clarín 
que anuncia los festejos.


Abiertas las barreras
vuelan sobre los cielos
oteando y oliendo
sangre roja del pueblo
para llenar sus bocas
para llenar sus cuerpos. 


Colmillos desgarrando
noche entera de muertos
nada para ya el ansia 
en el festín del monstruo
de la crisis y el miedo
que apaga todo esfuerzo.


Levanta la mañana los 
vampiros se acuesta 
dejando preparado 
el campo a los cuervos 
que limpian los despojos 
dejan sólo los huesos. 


Despertemos al día 
despejemos el miedo 
vamos a campo abierto 
que el silencio no pueda
dejarnos en los huesos 
¡¡sin lucha, sin esfuerzo!!


 La Reyna Roja

lunes, 25 de junio de 2012



AHOGADA EN TI


No quiero que despiertes
cuando duermes tan bella,
arrullada con suave brisa
dibujando en tu cara una sonrisa.
Sigue durmiendo amor,
velo tu sueño, acallo el ruido
de delfines que a saltar
a tu costa han venido.


No quiero que despiertes
que nada te perturbe
A la luna he pedido,
que hoy salga menguante
que su luz no te toque
no refleje su cara
en tus aguas tranquilas
no abra tu marejada.


No quiero que despiertes,
con un millón estrellas
un manto he fabricado
mientras tu dormías
con él yo te he tapado
y que el viento de poniente
pase sin conocerte.


No quiero que despiertes,
tan placido es tu sueño
que atraes con tu belleza
a mucho loco ingenuo
que quiere poseerte
cruzarte parte a parte
levantar en ti olas
y de ti adueñarse


No quiero que despiertes,
sobre la arena blanca
junto a ti me he tumbado
con tu cuerpo de espuma
a mi cuerpo pegado
abrazada a tu noche
ahogada en ti he quedado.


 La Reyna Roja

domingo, 24 de junio de 2012

SUEÑOS DE NECIOS



































SUEÑOS DE NECIOS

Has decidido que no abrazas las ausencias
las vas diluyendo, ¡las vas abandonando!
 porque la fuerza de tus brazos se ha acabado
con la desconfianza cruel de la impaciencia.

Adiós, le digo a lo vivido en inconsciencia
momentos en que las palabras se han trucado
en frases hirientes de un duelo inacabado
cerrando con candados, toda inexperiencia.

Abrazando a cualquier ausencia te engañabas
cerrabas las puertas, clavabas los silencios
diluías recuerdos ¡la vida apagabas!

No supiste que la ausencia no se abrazaba
que era tiempo lleno sólo para los necios
¡en tu sueño de necedad... te acomodabas!

 La Reyna Roja

SI SUPIERAS
























SI SUPIERAS

Si supieras como busco latente
cada gota del tiempo que se pierde
en el vacío camino de la muerte

Lucho por vivir cada momento
impidiendo a la angustia que se acerque
buscándote siempre, vivirte intenso.

Comerme cada día y sus minutos
adentrándome en tu pozo de deseo
beber las aguas frescas de tus besos.

Si supieras como veo yo la vida
siempre en una escalera de subida
al planeta donde guardas los sueños.

Buceo hasta encontrarme yo en ellos
a pesar de las tormentas y los duelos
dormir dentro de ti es mi consuelo.

Tu quieres que el olvido sea presente
soy la parte onírica de tu cerebro
no creo en el olvido, creo en la muerte.

Esperaré la llegada de mi cuerpo
cuando el tuyo me exonere ya de ti
y pueda otra vez, volver a verte.

Quiero vivirte de nuevo una hora
beber de nuevo las gotas que perdí
absorber tu vida ¡imbuirla en mi!

 Ahora ya, puedo pensar que la muerte
llegue para llevarse mi presente
y borrar los recuerdos para siempre.

 La Reyna Roja

sábado, 23 de junio de 2012

ATRAPADO



ATRAPADO

Entre la hierba despiertas de tu sueño
flotando en un campo imaginario
de nubes henchidas de caricias,
que dejan caer su carga sobre el suelo
pétalos de pequeñas margaritas.

El día está asegurado de belleza
pensamientos de ausencia, de presente
caminos ya sembrados sin maleza,
de momentos que un día se perdieron
en la maleta guardados se olvidaron.

Pasado y presente se han juntado
mirándose a los ojos desvalidos
llamándose entre gritos lastimeros
para unir de nuevo los latidos
de sus corazones doloridos.

Arañar el presente con las manos
sacarte del mundo en que descansas
hacer que veas la luz de las estrellas
que descubras que hay vida dentro de ellas
despiertes del letargo que te atrapa .

¿Por qué dejar lo que el destino trajo?
si dotaba de emociones tu vida, abandonar
supone un fracaso, una huida hacía atrás
triste y cobarde, dejándote atrapado sin sentido.

 La Reyna Roja

viernes, 22 de junio de 2012

RECUERDOS


































RECUERDOS


Quieres borrar lo que firmaste un día
alejar lo que dentro está alojado
arrancar el recuerdo de tu lado
sin por ello sentirte muy osado.


Retirar las imágenes del tiempo
borrar pausadamente los recuerdos
apagar a tu paso las candelas
cerrar los ojos, que vuele el silencio.


Navegando sin rumbo a toda vela
sorteando relámpagos y truenos
buscas como apagar la luna llena
sin ver que te deslumbran los luceros.


No se puede apagar la luz del sol
ni tapar a la luna con arena
florecen como flores los recuerdos
brotando desde el fondo de la tierra.


No dejará el tiempo que le olvides
ni el amor que creas le has vencido
cada día volverán a florecer
nuevas flores a pesar del olvido.


Saldrá a alumbrar el sol cada mañana
la luna en tus sueños va y se asoma
los dos no dejarán de recordarte,
que borrar el amor, sólo es quimera.


El tiempo va escribiendo ¡dentro, dentro!
en los cristales del alma, que esconden
sentimientos diferentes, complejos,
"como amor, amistad odio y olvido"


 La Reyna Roja

domingo, 17 de junio de 2012

PINTOR





















PINTOR
Contempla en el atril el lienzo blanco,
los pinceles tirados en la mesa,
los oleos, colores de sorpresa, 
la paleta apoyada sobre un banco.
Imágenes borrosas en la frente, 
temblorosas las manos embrujadas,
van rasgando incongruentes pinceladas, 
sobre la blanca tela triste, ausente. 

Pintando busca el rostro de su amada, 
descubre su perfil entre la gente, 
como sombra perdida diferente,
flotando en la nostalgia ya pasada. 
Y siguiendo la cuenca de su cara, 
los pinceles dan forma a su retrato,
deslizando en la tela con boato,
recuerdos que su mente despertara.

Enlaza los colores al lenguaje, 
para escuchar su voz sobre la tela
al salir de su boca de gacela. 
¡Un silencio en la sala es el mensaje. 
Perdido en el silencio del olvido
escondido en el cráter de la mente,
abandona el atril, lo mira ausente,
el color de su voz quedó perdido. 

Las manos acarician la silueta 
que muestra la pintura aún reciente
en sus ojos el corazón latente,
grita desde la tela pizpireta.
No precisas pinceles ni paleta
para saber lo mucho que te quiso
abre tu corazón un paraíso
de recuerdos, que guarda su recuerdo. 

 La Reyna Roja

NO TE ENAMORES










NO TE ENAMORES


No te enamores de la vida
 es traicionera
 te ofrece los colores
de bellas primaveras,
 sus flores, mariposas,
sol, amores.


 ¡No te fíes de la vida,
 no te enamores!.
Te da su calor en el verano,
luz, vida ardiente, fantasía,
juega contigo no se sacia te utiliza,
va exprimiendo tus días.


 La vida te abandona
 te es infiel.
 Cuando llega el otoño
 y va cambiando el color en el paisaje,
 los pájaros abandonan ya tus ramas
 y el suelo esta sembrado de hojas muertas.
 La vida va buscando
 nuevo cuerpo.


Se va alejando
 sin darte explicaciones
un día sin decirte adiós
deja tu cuerpo para
engendrarse en otro,
empezar otra vida.


 No te enamores,
de mi, no te enamores.
 ¡Soy como la vida!
no tengo corazón,
 lo fui perdiendo
en cada estación de primavera.


 Con cada verano
 traicionero.
 En el rojo manto
 de hojas del otoño.
 Se fue con el frio en el invierno.


 La vida me engañó,
 yo me dejé. me dijo hasta que..
. la muerte nos separe
 se llevó el corazón,
yo me quedé esperando,
que me lo devuelva
o que de una vez,
de aquí me lleve.


 No te enamores, de mi,
 no te enamores.
 No tengo corazón
 se lo llevó la vida.


 La Reyna Roja

sábado, 16 de junio de 2012

FÁCIL (Haiku)



FÁCIL (Haiku) 

 Es fácil escribir 
sólo juntar las letras 
salen palabras. 

Difícil es decir 
lo que la mente guarda 
y que lo veas tu 

Que veas en mi 
al mendigo del tiempo 
en el mar azul 

A una sirena nadando 
en una nube 
verde esmeralda 

Si miras soy
gusano en crisálida
 mariposa malva. 

Un sol apagado
una luna llorando 
estrella sin fin 

Volcán dormido 
su fuego lecho muerto 
cráter para ti 

Rosa silvestre 
amapola orgullosa
trigo en la era. 

Que leas que escribí 
que soy noche en el sueño
día en tu mirar 

Tu suspiro amor 
tu boca cuando besas
tu cuerpo al amar 

Soy manantial 
vergel en tu camino
brisa en tu caminar 

Yo hoy quiero ser 
el lápiz con que escribo 
tu cuerpo papel 

Pintar el mundo
fundirme en el a fuego
en un abrazo. 

 La Reyna Roja

jueves, 14 de junio de 2012

SEGUIR














SEGUIR


Quiero seguir pensando que tu ausencia
no hace mella, que el camino continúa
sin la necesidad de tu presencia.


¡No me pierdo! tu ciudad acentúa
la gana de mirar hacía la playa
subir la montaña, donde fragua


tu silencio fatal y donde encalla
el abandono furtivo del amigo
y el dolor que desde dentro estalla.


Miro al rededor no estas conmigo
las palomas de la plaza me acompañan
se posan en mis manos buscan trigo.


Cambian su compañía, con gran maña
no esconden su egoísmo en el tejado
me acompañan por trigo ¡es su hazaña!.


La ciudad es mi amiga, no ha dejado
que el abandono la abandonara,
cuando tú, me ignorabas alejado.


Me enseñó sus caminos con guirnaldas,
con el color violeta de su cielo
iluminó sus plazas, ¡con esmeraldas!


Recreaste el asfalto de mis calles
sin sentir soledad en tus paseos
te acogieron la alegría de mis cielos.


No te sentiste abandonado y sin consuelo
encontraste a tu lado mano amiga
que acompañó tus pasos por los suelos.


del limbo donde como una mendiga,
viví el día, en la carrera de tus sueños
abrazando tu cansancio y mi fatiga.


Quiero seguir pensando que tu ausencia
sólo fue la nube gris del camino.
¡Que jamás necesité de tu presencia!


 La Reyna Roja

RETOÑAN




RETOÑAN

Campos secos esperando la lluvia,
tierra  estéril...  tu vientre muerto,
silenciosa esperas que llegue el agua
para saciar la sed que te atormenta.

Cambiar la frágil línea del destino
entrechocar las nubes y estrujarlas
hacer que de su espuma brote agua
atraparla con tus manos y tragarla.

Vuelves a sentir nacer de nuevo
mariposas en el fondo de tu estomago
notas saltar el alma por tu cuerpo,
abarcas con un brazo el océano.

La lluvia con deseo, esperabas
silenciosa y amante tu soñabas,
llegó entre sonidos de silencio
y engendró en ti el amor, te dio su cuerpo

La sed de tu interior ya has calmado
tu vientre de nuevo es gruta fértil
la vida crece en ti y nace el fruto
tanto tiempo deseado ¡y no logrado!.

                                          Retoñan,
ya despuntan en ti, vástagos nuevos
verdean los campos ahora fértiles
bajo la espuma flotante de la nube
que abarca, apoderándose de tu cuerpo.

La Reyna Roja


miércoles, 13 de junio de 2012

TEMPESTAD















TEMPESTAD
Eres sombra adentrándote en la niebla
olvidada en el barco que navega
a la deriva sin rumbo, en la bodega
desierta, agazapada entre tinieblas.

La tormenta te agarrota, tiemblas,
esperas la calma a ver si llega,
escuchando el viento en la refriega
la tempestad que con ira, retiembla.

Que tu barco encalle en playas nuevas
donde despejar tus dudas y tus miedos
y puedas ver el sol desde otra cueva.

Abrázate al silencio que te lleva
entre dunas doradas al roquedo
 con nuevas esperanzas que te elevan.

 La Reyna Roja

domingo, 10 de junio de 2012

VOLVER DE NUEVO




VOLVER DE NUEVO

El aire que respiraba
se  ha acabado con tu ausencia.
No amanecía, apagó el sol,
se dio permiso  la luna
para estar siempre consigo
en el fondo de su ombligo .

Dentro de su propio yo
en su vientre, en su calor
comiendo en su dignidad
saliendo de su silencio
sola en la oscuridad
dentro, en su adentro.

¡Levanta, ve a su camino!
sal de tu vientre maldito
ábrete a la claridad
búscale donde se oculta
entre guijarros perdidos
que marcan huella y destino.

No dejes tiempo a que olvide
agarra su furia al aire
engancha sus alas fuerte
elevándote en su vuelo
abrázate a la esperanza
entra dentro de su cuerpo.

Besa su alma, aún caliente
prende en su pecho tu fuego
cuéntale entre susurros
que le buscaste de nuevo
a pesar de la distancia
y a pesar de sus silencios

Amale aunque te duela
deja su boca sin besos
haz de su cuerpo un templo
y adóralo entre los ritos
del amor y del deseo. Después,
¡apaga de nuevo el fuego!

Levántate sin la luz
escondiendo la cabeza
olvidando en los rincones
los momentos que has vivido
para volver a  tu vientre
y dormir en ti de nuevo.

La Reyna Roja

sábado, 9 de junio de 2012

¿DONDE?



¿DONDE?

 ¿Donde estas vida?
en el palacio del frio donde la lluvia es de hielo,
 el suelo, un lago oscuro, las ventanas unas rejas
 y la alegría, un sendero de apretadas ratas negras.

 ¿Donde estas?
 abandonaste mi cuerpo en un camino forjado de decimas de silencios,
donde se entrecruzan silabas, letras y... no juntan ningún secreto,
 no unen sus discontinuas silabas para un verso.

 La vida olvida su curso, sigue perdida en un gueto de solitaria simpleza,
de la que nada recuerdo, suspendida en la ignorancia en un alfabeto muerto,
donde no hay ocasión de saber rimar un verso, ni leer una oración.

 ¿Donde vida, tú te fuiste? ¿Donde escondiste mi tiempo?
 De jugar con el grafito que de la mina que arranqué para  escribir
y dibujar los paisajes por los que transcurre el rio,
 por los que el mar se ha escondido y la luna se ha apagado.

 Devuélveme mis años muertos devuélveme los cuarenta
 me robaste el intelecto,  usurpaste los momentos de unirme con la experiencia
 de la imaginación transcrita. Siento que mis manos tiemblan,
 lloran al ver los sonetos en le palacio del hielo dentro de aguas oscuras.

 No los escribí, murieron antes de poder ser versos,
 te llevaste cada letra, cada rima, devuélveme los secretos
 que nunca de mi salieron. ¡Quédate con lo vivido! ¡Déjame vivir lo muerto!

 El tiempo en que escondiste mi imaginación, mi lápiz, mi papel y mi cerebro.
 ¡Sólo insistente te pido! ¡Que me devuelvas mi tiempo!

 La Reyna Roja

miércoles, 6 de junio de 2012

DESEO


DESEO
Apostado en las almenas entre torres de colores
como serpiente tu cuerpo por el sendero de cuero
van recorriendo el camino, descansando a cada tramo
saboreando secretos que esconde todo tu cuerpo.

Buscando cada recodo entre las raíces, a tus pies enroscándose
en los tallos de tus piernas anhelantes que soportan el amado tronco,
por el que sube explorando cada cueva, cada curva, cada cumbre.

 Parando entre los arroyos bañándose en el deseo ahogándose
 en los lagos embriagado de placer extasiado en la sombra de tu vientre fecundo
 sucumbiendo en el pecado del amor casi prohibido.

 Sin pudor, sigue enroscado subiendo hasta las cosechas de los frutos ya maduros.
 En la copa de tu cuello libar el néctar sagrado el jugo dulce del fruto de tu boca
 cuando ansiosa y deseosa te espera.

Tus manos como serpiente enredadas en el talle de su tronco
ya cedido al envite de tu fuego atravesando tu cuerpo
hasta la raíz profunda deja la lluvia de su nube explotando
como el trueno, alumbrando como el rayo.

 La Reyna Roja

martes, 5 de junio de 2012

CONTINÚA

















CONTINÚA

En el final no hay final
es el principio eso es todo
miras la vida al revés.

Complementar la belleza
perdida entre mil guerras
con tu raro amanecer.

Olvidado en el aliento
de la distancia, amaneces
cuando empieza a anochecer.

No hay razón continua en ti
alientas la sinrazón
cuando comienza a reír

Te odia pero te ama
te quiere pero te olvida
eres su gran sinsentido

Vuelves con la primavera
te diluyes en verano
hielo eres con el frio.

Subes la estima con grúa
la tiras desde el espacio
se estrella sobre el asfalto.

Quieres buscar y saciar
la sed que te desespera
en el rio de su boca

 En el cauce de su cuerpo
 en la cueva de tus sueños.
 y después volver a ser espacio.

Volar y caer de nuevo
no dejar tiempo a la lluvia
a que limpie tus recuerdos.

Bajas, subes, sin dejar
espacio nuevo entre
tu cuerpo y su cuerpo.

Entre tu mente y su mente
entre el amor y el recuerdo
no dejas que busque el día.

Para seguir con los cielos
con las nubes con la noche
contigo y con tus recuerdos.

 La Reyna Roja

SOLO























SOLO

Solitario en la tierra umbría
doblado vas por el tiempo
la niebla envuelve el cuerpo
entre nubes de silencio
negras como carboneras
abandonado en el viento.

¿Donde están los estorninos,
los gorriones, los cuervos.?
nada al rededor se acerca
sólo se aprecian silencios.

Desalentaste a las flores
borraste los verdes campos
sólo pintaste unos labios
morados como nazarenos.

¡Tu soledad en la ciudad!
Una angustiosa existencia
que va royendo, la extrema
pobreza de tu interior.

Los pinceles descarnados
sin el alma entre tus manos
vacío el lienzo han dejado
la pintura se ha secado
en los tubos aplastados.

Solo labios olvidados
dentro de la soledad
de la tela demudada
mirando, desde el atril
reflejan tu amargo duelo
entre el amor y el deseo
de imágenes sin abrir.

Solitario te has quedado
en la oscura claridad
del ayer sin el mañana,
único en la gran ciudad
entre lienzos pisoteados
que se ríen desde el suelo
de tu amarga soledad.

Te duele la noche eterna
el día sólo es tristeza
alejaste alegrías
las cambiaste por saetas
de amargos llantos regados
retorcidos en su espacio
en tu cara se han pegado.

 La Reyna Roja

domingo, 3 de junio de 2012

CRISIS


CRISIS

Atrapada en los recuerdos de la historia
soportando la penuria de los tiempos
desgajada en una vida de labores
hundida sin remedio en su cerebro.

Hoy la muerte, escapara a la memoria
atravesando traiciones de esperanza
de manos que escarbaron en la tierra
para poder contemplar algún mañana.

Años envueltos en promesas
de una vida mejor cuando el otoño,
apareciera marcando exigencias
de una tranquilidad falta en el tiempo.

Madre, quebrantaremos la condena del vacío
romperemos la miseria de la vida
volaremos más allá de la existencia
y las nubes serán nuestro destino.

Deme la mano, subamos a la azotea
allí la noche es más clara, se ven mejor las estrellas
borraremos los fantasmas, que acarician tu cerebro
estoy contigo seré, tu guía en el primer vuelo.

Las manos se agarran sordas, ciegas.
Saltan, entre el velo de los tiempos
las alas rotas, no les impulsan hacia arriba
caen sin remisión rompen sus cuerpos.

Las hadas del destino no ayudaron
la caída era su mejor jugada
en un colchón de estrellas se rompieron
y ellas hasta el cielo, elevaron sus cuerpos.

 La Reyna Roja

SI SUPIERAS

SI SUPIERAS (LETRA DE LA CANCIÓN DE JOSÉ LUÍS PERALES)

Si supieras
El espacio vacío
Que has dejado

Si supieras
Que no encuentro la
Forma
De llenarlo

Si supieras que hoy
Estoy perdido
Que te sigo queriendo
Igual que siempre

Que no descansaré
Hasta encontrarte
Y pedirte que vuelvas
Conmigo
Y pedirte que vuelvas
Conmigo

Si supieras
Que desierto infinito
Es mi cama

Que el silencio
Me vigila, me hiere
Y me mata

Sé que pretendo hoy
Una locura
Pero ayer fuimos locos
Y nos quisimos

Si supieras que hoy
Sueño contigo
Y aunque quiero olvidarte
No puedo

Si supieras
Como duele un minuto
Sin oírte

Si supieras
Como duele la vida
Sin vivirte

Si supieras que soy
Un solitario
Que a pesar de sus besos
Aún te extraño

Hoy sueño que otra vez
Nos encontramos
Y vuelves a decirme
Te amo
Y vuelves a decirme
Te amo
Te amo