jueves, 8 de noviembre de 2012

LA ESTRELLA





LA ESTRELLA

Estas entre la niebla de la noche
perdida en la espesura, sin bullicio,
te alejas de esta tierra con reproche.

Esperando encontrar el precipicio,
donde escuchar sin miedo las tormentas
y descansar de tanto sacrificio.

Lloras ¡oh cielos! lágrimas violentas,
cubriendo con tu pena todo el suelo
haciendo que florezcan opulentas,

margaritas de suave terciopelo,
en un lecho de tierra toda muerta,
que cubre mi dolor, mi desconsuelo.

Se ha quedado la casa ya desierta,
en su interior la voz está callada,
no se deja caer, por si despierta.

¿Por qué la heriste rayo en tu llegada,
envolviéndola en tul muy suave y terso,
llenando de belleza su mirada?.

La llevaste contigo al universo
montada sobre el arco de una estrella.
¡La más bella, la dejas en mi verso!.


  ¡Eres en mi tristeza la centella,
  que ilumina mi vida con su huella!. 



La Reyna Roja

1 comentario:

La Reyna Roja dijo...

A PESAR DE NO SER MIGUEL HERNÁNDEZ YA VES SIGO ESCRIBIENO ELEGÍAS.
UN BESO